Archivo de la categoría: cocinando a tientas

¡TRUCOCINANDO A TIENTAS!

Hoy os dejo con la entrevista realizada a Nuria Azanza, una de las personas con las que iniciamos el proyecto del blog Trucocina.

La entrevista, -que podéis escuchar haciendo click aquí -, se emitió en el programa A vivir que son dos días Castilla y León, en la Cadena SER, dirigido por Eva Moreno.

El blog podéis visitarlo en la dirección http://www.trucocina.es.

Espero que os guste 😉

COCINANDO A TIENTAS… ¡CON TRUCOCINA!

En los días que vivimos, la alta cocina ha hecho de España una gran referencia mundial, según leí hace poco en el diario El País. Nuestros cocineros son auténticos embajadores de la marca España por todo el mundo. Con este motivo, los cocineros Juan Mari Arzak, Ferran Adriá, y Santi Santamaria a título póstumo, han sido condecorados con la gran Cruz de la Orden del Mérito Civil.

Según Adriá, “si consiguiéramos montar 50.000 bares de tapas por el mundo, se venderían al día 100.000 botellas de aceite”.

Todo esto está muy pero que muy bien. La gastronomía española es una de las más ricas y variadas del mundo, eso es evidente, y está comprobado que nuestra dieta mediterránea es de las más sanas y exportadas a otros países.

Pero me gustaría saber cómo se desenvolverían en una cocina Ferran Adriá, Juan Mari Arzak, o el televisivo Carlos Arguiñano, si tuvieran que enfrentarse a los fogones día tras día, sin poder ver lo que están cocinando.

Me imagino a Ferran Adriá tratando de preparar una rica tapa, sin poder ver los ingredientes, o a Carlos Arguiñano intentando cocinar un estofado, sin poder ver el color que va cogiendo la carne.

No les quedaría más remedio que tocarlo todo con sus manos, y aprender a ver a través del tacto de sus dedos. Tendrían que prestar total atención al sonido que hacen las burbujas en el agua cuando empieza a hervir, a calcular con precisión los minutos que dejan el pollo friendo, para que no se queme.

Puede que al pensarlo, les parezca una misión poco más que imposible. Pero lo cierto es que existen cientos de personas que deben enfrentarse diariamente a la cocina, sin poder ver lo que tienen delante.

Los que vivimos a tientas, también tenemos que comer, y si no tenemos a nadie que cocine por nosotros, antes o después tenemos que aprender a cocinar. Tal vez, no lleguemos a preparar nunca tapas tan elaboradas como las que se sirven en el Bulli, o nos resulte imposible calcular cuándo está la carne en su punto observando el color que toma un solomillo. Pero existen multitud de trucos y artimañas que hacen posible que la cocina también sea accesible para quienes no vemos. Como por ejemplo, aprovechar elementos habituales en cada cocina, a los que normalmente sacamos poco rendimiento, como el microondas, que nos permite cocinar el pescado, hacer una tortilla o incluso un huevo frito, sin necesidad de utilizar el horno o la sartén.

Para freír podemos utilizar la freidora, mucho más práctica y con menos riesgo de quemarnos con el aceite. La plancha para hacer salchichas o hamburguesas, el microondas con el grill para asar, y una vitrocerámica que no sea digital, sino con mandos que podamos tocar y manipular a nuestro antojo, pueden ser grandes aliados que nos hagan la cocina mucho más fácil y agradable.

Hace poco, hablando con otros amigos que también viven su vida a tientas, surgió la idea de compartir trucos y recetas que hubiésemos probado previamente. Así podríamos ayudarnos unos a otros, con apaños que utilizan quienes no ven, y que pueden ayudar a otros a la hora de preparar un guiso.

La idea fue creciendo, y al final nos juntamos 10 amigos, que además de querer aprender a cocinar a tientas, compartimos una gran pasión por las nuevas tecnologías. Así fue como surgió la idea de crear un blog en Internet, en el que todos pudiéramos escribir, comentar, compartir recetas y experiencias culinarias. Lo bautizamos con el nombre de “Trucocina: trucos para cocinar mejor”.

Desde hace poco más de un mes, el blog se puso en marcha, y en poco tiempo ha obtenido cientos de visitas, y comentarios de mucha gente que se ha sumado a la iniciativa. Porque también es posible cocinar a tientas, y porque nos gusta compartir la experiencia con la gente, hemos publicado algunos de nuestros mejores trucos en este blog, que además cuenta con la virtud de que todas las recetas publicadas, pueden servir para cualquier persona, ya cocine con la luz encendida o apagada.